JULIO|2017
#5
ISSN: 2362-3918
Resonancias...
Noches de la Escuela
9 de Junio 2017
Conversación sobre Psicoanálisis y Política en la Escuela
Perspectivas, problemas, ideas…
Por Patricia Moraga

El viernes 9 de junio se realizó en la EOL la conversación Psicoanálisis y política en la Escuela.

El presidente del Consejo Estatutario, Gustavo Stiglitz, presentó la lectura realizada de los acontecimientos que precipitaron esa conversación. Primero, el llamado anti Marie Le Pen convocado por Jacques-Alain Miller, que obtiene gran apoyo y respuesta. Luego, el llamado de los colegas venezolanos, seguido de los pronunciamientos de la AMP y de la FAPOL, y del lanzamiento del debate Venezuela. La publicación en Lacan Quotidien, por parte de Miller, de "El baile de los lepenotrotskistas", con referencias a Perón y Evita, causa malestar y motiva cartas a Miller de algunos miembros preocupados por las repercusiones de esa publicación fuera de la Escuela. Se aclara que la política de la EOL es la de la AMP. A esto sigue la nota de Jorge Alemán en Facebook, la respuesta de Miller con la conferencia madrileña del 13 de mayo y la presentación de Heretic. Las palabras de Miller causan gran impacto. En su primera reunión después de la Conferencia, el Consejo convocó a la conversación y creó el boletín Perspectivas, problemas, ideas… como tratamiento del malestar, antes que el 20 de mayo se lanzara la red Zadig (zero abjection democratic international group). La convocatoria a la conversación y la red Zadig están separadas. Esta última puede pensarse como un tratamiento del síntoma –del malestar de los grupos ya presentes, reintroducido en la Escuela bajo los nuevos semblantes de la política– para revertirlo en potencia de creación: ¿Qué incidencia del psicoanálisis en lo político y lo social? Hay antecedentes de la incidencia del discurso analítico en la política: la Ley sobre autismo, PAUSA, La Red y los foros son dispositivos de incidencia política del psicoanálisis. Gustavo Stiglitz aclara que Zadig no es la Escuela. Es una red para trabajar de qué manera el discurso psicoanalítico puede incidir en la política, con referencias específicas dadas por Miller: Lacan ("El inconsciente es la política"), Voltaire (el personaje Zadig) y Simone Weil. Miller señala la tensión entre tomar posición a favor o en contra de algo y la obligación de pensar. Por ello, para pertenecer a la red Zadig es condición no estar afilado a ningún partido político, ya que hay oposición entre seguir a un partido y seguir la luz interna (razón). Al principio, Miller propuso para la EOL dos nudos cuyos nombres no gustaron porque eran problemáticos (populistas y demócratas), más la propuesta de obligar a elegir. Miller propuso entonces otros nombres, afines con el espíritu de Zadig, que fueron aceptados: La libertad del deseo y Política-Extimidad. En Zadig puede haber varios nudos. La propuesta de un nudo se envía a Miller. Luego, cada uno se inscribe en la Red de Incidencia Política por los nudos. Con esto se toma en cuenta un Lacan muy avanzado ("El inconsciente es la política"), y un primer Lacan que propone llevar el psicoanálisis a los grandes temas.

Luis Tudanca planteó que el Consejo propone conversar sobre las contribuciones enviadas y luego presentar los dos nudos.

Los miembros del Consejo trasmitieron la lectura que hicieron de las contribuciones, resaltando ciertos problemas, repeticiones y perspectivas. Hay que dejarse enseñar a partir de lo que interroga a la Escuela-sujeto a partir de los impasses, de lo que no se sabe. Por un lado, la Escuela-sujeto es interpretada por Miller; por otro lado, lo "nuevo" es Zadig. Ambas perspectivas serán retomadas en diversos momentos. Como condición preliminar para la conversación, debemos ser heréticos para con nosotros mismos, mantener la mayor distancia posible con las identificaciones, y dejarnos transformar, para poder salir de la conversación distintos de como entramos.

La gran mayoría de las contribuciones sancionó la intervención de Miller, el 13 de mayo, como una interpretación, un acto. La EOL-analizante dice que fue una interpretación, y cabe distinguir dos tiempos: t1: la interpretación de Miller a la EOL, y t2: llevar el psicoanálisis a la política.

El primero retoma lo conversado en marzo, en ocasión de los 25 años de la fundación de la EOL. Hay problemas en una escuela viva. A partir de mails, contribuciones y comentarios, se pasó de lo que se habla en los pasillos a lo expuesto, y estamos concernidos en eso. En ese tiempo, no se detuvo el trabajo de Escuela. Fue importante resaltar la diferencia Escuela-institución, ya que eso permite distinguir síntomas de la institución (selección, automatismos, grupos, narcisismos, amiguismos, etcétera) y síntomas de la Escuela que tiene por marco la institución. Hay que tratar los síntomas actuales y los restos que quedan. La conversación se ubica en la perspectiva de la Escuela Una.

Con respecto a t2, surge un tema de investigación a partir de dos modos diferentes de interpretar, en las contribuciones, la lógica del no-todo aplicada a la política.

Fueron tema de muchas contribuciones las dos caras de la transferencia negativa: la cara lúcida, que permite separarse para saber leer, tiene como causa el decir de excepción que hace al reconocimiento de una existencia singular, mientras que la otra cara es la del odio que se dirige al ser de goce del Otro y que provoca segregación. En los grupos, la pulsión de muerte que busca chivos expiatorios hace presente la cara más real del odio. Se afirma la identidad en el rechazo de lo que no se sabe, con efectos de segregación.

En la conferencia madrileña, Miller interpretó la transferencia negativa como un rasgo de la EOL: ¿Es un modo propio de ella? En 1991, él interpretó la posición de estar "en el culo del mundo" como un goce del ser: "soy argentino". En Madrid, distinguió entre JAM1 y JAM2. El primero está muerto, y la AMP funciona como un algoritmo, pero el JAM2 que interpreta tiene efectos sobre la AMP y las Escuelas, que no son algoritmos perfectos, están vivas.

Los efectos grupales tomaron la forma de configuraciones ideológicas, como velo de la grieta estructural en todo lazo social. La homogeneidad identificatoria permite localizar en la Escuela el fenómeno otaku discutido por Miller, con la creación de burbujas de certeza. Los efectos de grupo, sostenidos en la lógica de la excepción y la homogenización, van en contra de la Escuela viva. ¿Cómo tratamos los efectos de grupo cada vez? Este punto se articula con las redes sociales. La Nota de Jorge Alemán introdujo la diferencia entre las redes sociales y las "mediaciones complejas" como tema para trabajar en Zadig.

La intervención de Miller deja una enseñanza, en la medida en que produjo un efecto de desidentificación, con ciertos emblemas políticos (Perón y Evita). Esta experiencia es congruente con la movida Zadig, en la cual cada uno debe entrar despojado de su identificación partidaria.

¿Cómo llegamos a esta situación? En 2011, Miller interrumpe su curso y se distancia del autómaton de la AMP. El silencio de Miller tiene consecuencias respecto de las transferencias, que deben ser encarnadas en otros colegas. Algunos aceptan esas encarnaduras; otros, no. En la EOL, quienes encarnan esas transferencias no son necesariamente los S1 del origen. La autoridad analítica se genera todos los días (consultorio, Escuela, enseñanzas), y también en París y la AMP. En 2012, fue una creencia extendida que el próximo presidente de la AMP iba a ser de la EOL; el hecho de que no ocurriera así generó una dispersión de transferencias, con efectos que se manifestaron en forma de amiguismos y afinidades políticas. Con la movida anti Marine Le Pen, reaparece Miller y, cuando se cuestiona su autoridad analítica y política, él se reinventa. Ahora, a la EOL le toca reinventarse para acompañar la invención de Miller. Hay que reinventar ciertas prácticas que van en contra de la Escuela misma.

Otra interpretación enlaza la Escuela y Zadig. La Republica de las letras es una democracia directa, es una herejía. Lo herético por definición implica la invención de saber, con el debate realizado democráticamente. Esto tal vez sea imposible en la Escuela. Zadig implica algo nuevo. Hay un desfasaje entre el modo en que pensamos la época a partir del "más allá del padre" y el síntoma, y el modo en que pensamos las cosas en la política. El problema es seguir pensando la política con categorías que están por fuera del discurso analítico. Es un desafío, algo nuevo. ¿Podemos pensar en la eficacia de la palabra en lo político? ¿Qué recursos tendría el psicoanálisis para incidir en la política? ¿Cómo incidir sobre una decisión política, antes de que las decisiones (leyes) estén tomadas?

Al final de la conversación se presentaron, con humor y pasión, los argumentos y programas de investigación de los nudos La libertad del deseo y Política-extimidad. Así, la Escuela se abre a lo nuevo: Zadig. Es tiempo de invención.

STAFF

Dirección:
Luis Tudanca

Dirección Editorial:
Leticia A. Acevedo

Comité de Redacción:
Juan José García, Patricia Kerszenblat, Delfín Leguizamón, Alejandra Loray (Secretaria de redacción)

Colaboradores:
Silvina Díaz, Ana Cecilia González, Santiago Hormanstorfer

Staff
INTERLINKEANDO
Escuela de la Orientación Lacaniana Asociación Mundial de Psicoanálisis Asociación Mundial de Psicoanálisis FAPOL Today Lacan XXI XIº Congreso de la AMP La Red de la EOL Virtualia Virtualia Entrelibros Cuatro+Uno
APP
APP
REDES
Seguinos en Facebook Seguinos en Twitter Seguinos en Instagram
Kilak | Diseño & Web